Colchon de cuna para bebé, de viaje, impermeables, antiasfixia

Colchon de cuna para bebés

Cuando vamos a comprar un colchon de cuna para nuestro bebé debemos de tener en cuenta algunas recomendaciones.

No es algo baladí y deberíamos tomarnos un tiempo en buscar el mejor colchón para nuestros hijos o hijas.

A tener en cuenta al comprar un colchon de cuna

Por ejemplo que el colchón sea anti bacterias nos dará más seguridad frente a posibles infecciones que pueda contraer nuestro pequeño.

Existen colchones antiasfixia, que nos evitarán muchas noches sin dormir pensando que nuestro hijo no está descansando seguro.

Y por supuesto, si son impermeables nos durarán mucho más sobre todo en los primeros meses.

Colchon de cuna y almohada

Según lo expertos, los pequeños no precisan de almohada durante los primeros 8 o 9 meses, es mucho mejor que descansen sobre una superficie uniforme.

Tampoco se les debe dejar ningún otro objeto o peluche durante ese tiempo que pueda perjudicar el sueño o crearle malestar al coger una mala posición al dormir.

Qué colchon de cuna elijo

El que mejor se adapta a tu bebé, cada pequeño es un mundo y quizás el primero que compres no sea el más adecuado.

Pero si puedes seguir los consejos de tu médico de cabecera o de personas cercanas que ya hayan pasado por esta experiencia.

Colchones de cuna puedes encontrar de muchos tipos de materiales, viscoelásticos, látex, espuma.

Tamaños y alturas del colchon de cuna

El tamaño siempre dependerá de la cuna que hayas comprado, y los puedes encontrar en diferentes tamaños, algunos estandares son: 120 x 60 cm, 125 x 62 cm, 140 x 70 cm y 150 x 79 cm.

La altura también puede variar entre los 6 cm y los 12 cm. Generalmente las cunas de viaje suelen llevar el menos alto.

Consejos cuando compramos un colchon de cuna

  • Asegúrate que es firme y plano.
  • Que esté protegido con funda impermeable y transpirable.
  • Debe ajustarse perfectamente a la cuna y no dejar más de 4 cm de espacio en los lados.
  • Protección ante bacterias, hongos y ácaros, que sea hipoalergénico.
  • Cumplir con las normas de seguridad
  1. UNE-EN 716-1:1996: Muebles, cunas y cunas plegables de uso domésticos para niños. Parte 1: requisitos de seguridad
  2. UNE-EN 716-2:1996: Muebles, cunas y cunas plegables de uso domésticos para niños. Parte 2: métodos de ensayo
  3. UNE-EN 71-3:1996: Seguridad de los juguetes. Parte 3: Migración de ciertos elementos. Durabilidad de la madera y de los productos derivados de la madera.

Un colchon de cuna para los 3/4 primeros años

Debemos tener en cuenta que nuestro bebé estará conviviendo con su colchón durante todo este tiempo, por lo que no debemos guiarnos solo por el precio o lo bonito que sea.

Y tener en cuenta todos los consejos de expertos y profesionales, asi como las directivas que desde los organismos oficiales se aconsejan y revisan cada cierto tiempo.